Entrevista a Blanca Alva Guerrero, directora de Defesa del Patrimonio del Perú

“Cuido nuestro patrimonio cultural con mucho corazón y compromiso”

Historiadora del Ministerio de Cultura custodia piezas, huacas y centros precolombinos del país.

Blanca Alva Guerrero es directora general de Defensa del Patrimonio del Ministerio de Cultura. Después de varios años de trabajo, recuperó más de 4,000 piezas de cerámicas preincas, la mayoría proveniente de Argentina. Pero su mayor logro ocurrió el 2008, cuando inició el proceso de rescate de huesos y cerámicos que la Universidad de Yale se negaba a devolver.

¿Pero es posible que una niña introvertida, de poco hablar a causa de una sordera que contrajo a los seis años, ensimismada, sea capaz de convertirse en una mujer que no tolera límite alguno cuando se trata de proteger nuestro patrimonio cultural? Blanca sintió desde temprana edad que esa era su misión y que ninguna razón iba a detenerla hasta cumplirla.

Desde agosto de 2006 asumió el cargo, y, como explica ella, su tarea es proteger, defender, vigilar y custodiar nuestro legado material cultural. Todo aquello que revele nuestra historia e identidad peruanas.

No es fácil, su ámbito de trabajo es nacional, pero se concentra en Lima, sobre todo porque los recursos humanos y financieros todavía son insuficientes para cumplir tamaña tarea. Pero lo que le sobra a Blanca, nieta de un amante natural de la arqueología, es convicción y pasión que felizmente contagia.

Su equipo de 55 personas trabaja con ella rescatando huacas, piezas precolombinas o centros arqueológicos. Es una tarea constante y persistente. Gracias a ellos, y luego de varios años, el Ministerio de Cultura acaba de recuperar más de 4,000 piezas de cerámica preínca.

“La mayoría proviene de Argentina, y se repatriaron en un lapso de cinco años en colaboración con Relaciones Exteriores. Son de alta calidad, diversos estilos y de culturas como la Moche, Chimú, Chavín y Nazca. El 1% de ellas se exhiben hoy en el Museo de la Nación”, cuenta.

 

Superación e historia

A los 6 años unas paperas afectaron su nervio auditivo y perdió la audición de manera irreversible. Blanca no volvió a ser la niña traviesa de antes, pero la curiosidad que inquietaba su abuelo y sus padres la canalizó mediante las lecturas de cuentos, novelas y hasta enciclopedias. “La sordera me ayudó a concentrarme mucho, pero me aislé y me volví introvertida”.

Cuando el 2008 viajó a Estados Unidos para visitar el museo de la Universidad de Yale con la finalidad de verificar la colección de objetos precolombinos de Machu Picchu que Hiram Bingham, su descubridor, llevó para estudiarla, aquella niña y joven tímida le abrió paso a una mujer de armas tomar. 

Estuvo buscando las piezas desde el 2001, y cuando las tuvo frente a sí se dio cuenta de que debía recuperarlas todas, y no solo las que esa casa de estudio quería entregar. Laboró harto, y hasta que no llegaron a Cusco el 2011, Blanca no tuvo conciencia del hecho histórico que protagonizó.

“Cuando llegamos al aeropuerto, miles de personas nos recibieron con la bandera peruana. Le dije a mi equipo cumplimos con nuestra patria y me puse a llorar”.

 

Patrimonio social

Alva Guerrero está convencida de que es posible convivir con nuestro pasado, que es necesario hacerlo porque la oportunidad para reconciliarnos con nuestra identidad peruana no hay que evadirla. “La tarea de cuidar nuestro patrimonio cultural la cumplo con mucho corazón y compromiso”. Un ejemplo de verdad. 

 

Hoja de Vida

-Es historiadora formada en la Universidad Católica (UPCP-1993).

-Estudió la Maestría de Museología en la Universidad Ricardo Palma (2000).

-Fue becada por el Ministerio de Cultura de España para estudiar Gestión Cultural (2004).

-También por el Ministerio de Cultura de Italia sobre Protección del patrimonio cultural y tráfico ilícito de bienes.

FUENTE http://www.andina.com.pe/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.